E-SPORTS

R7: Señalar los culpables

Por Nicolás Auger, Analista Jr de Marketing especializado en Esports y Videojuegos.

Quien puso fin a su participación en el Worlds 2023 fue GAM eSports, como mencionamos en la nota previa sobre este mismo tópico.

En la derrota, es fácil tratar de señalar a alguien como culpable y despojarnos de nuestra propia responsabilidad. Recordemos que los deportes electrónicos son un trabajo en equipo, por lo tanto, si uno pierde, perdemos todos. En las redes sociales, en las últimas horas, se ha intentado culpar a cualquier persona relacionada con la organización, desde el conserje de la Gaming House hasta el CEO. Pero, ¿quién es realmente el culpable?

Podemos empezar preguntándonos: ¿Cuándo ha avanzado LATAM más allá de la fase previa o “play-in” del Mundial? La respuesta es: NUNCA. Entonces, debemos diferenciar si nuestro enojo se dirige hacia los equipos que nos representan o si estamos frustrados porque, independientemente de quiénes estén, el resultado siempre es el mismo.

El problema principal de la región es la estructura. Con la reciente eliminación de las ligas nacionales, los circuitos y la creación de la Liga Regional Sur Flow y la Liga Regional Norte como las únicas competencias de tier 2, la exposición y las oportunidades para futuros jugadores son nulas. Lo mismo ocurre para los entrenadores y el personal de staff.

Durante años, nos hemos sentido cómodos con el formato de las ligas, sin valorar lo que tenemos y acostumbrándonos a una gestión deficiente tanto por parte de la liga como de los equipos que la conforman.

La responsabilidad de que esto no mejore es, en parte, nuestra. Como consumidores, nos hemos acostumbrado a lo que nos ofrecen, limitándonos a señalar lo que se ha hecho mal en lugar de exigir que esto no continúe sucediendo. Depende de nosotros, como comunidad, exigir un nivel más alto y una reestructuración de la región para que cada vez más personas puedan contribuir y elevar el nivel de la liga.